Search

El pasado jueves, día 23 de noviembre, los alumnos del Ciclo formativo en Desarrollo de Aplicaciones Multiplataforma acudimos al COE, Centro de Orientación y Emprendimiento, localizado en la calle Lope de Vega 41-45 de Logroño. Una vez allí, fuimos recibidos por un técnico que nos enseñó las instalaciones y nos explicó todo el trabajo que realizan. Todo aquel ciudadano que esté dispuesto a montar una empresa puede ir al COE en busca de ayuda y asesoramiento.

Nos mostraron las instalaciones y se nos explicaron las facilidades que aporta el COE a los autónomos y empresas emergentes en La Rioja. Allí se albergan las oficinas que pueden ser usadas por emprendedores/as para desarrollar su actividad o la mayor parte de ella. Cualquier persona con una idea puede optar a ocupar un espacio del Coworking de forma gratuita durante dos años. A través de la ADER, la Agencia de Desarrollo Económico de la Rioja, se proporcionan dos servicios principales, ese espacio Coworking y el Vivero de empresas.

El espacio Coworking es un lugar de trabajo comunitario que ofrece unas instalaciones modernas y aptas para que todos los emprendedores y usuarios en general del COE puedan trabajar en sus ideas y negocios. Cuenta con una sala de cafeteria con cocina y nevera, la zona comunitaria con conexión wifi, impresora, mesas y sillas de trabajo y una zona con salas de reuniones.

Nos enseñan el vivero de empresas. Nos hablan de empresas importantes que se han gestado en el vivero de La Fombera como Bosonit -Tech & Data, una empresa tecnológica dedicada a ayudar a sus clientes aportando conocimiento en tecnologías diferenciales y disruptivas como pilar principal para impulsar la transformación digital. O Urban Roosters la cual comenzó siendo la primera plataforma del mundo especializada en realizar competiciones de rap vía streaming para convertirse en uno de los principales motores dentro de la profesionalización de la industria freestyle.

También nos explican en qué consiste el programa de orientación del Servicio Riojano de Empleo. Un orientador de empleo nos comentó que era muy interesante, pedir la demanda de empleo después de terminar el ciclo e inscribirnos en el Sistema de Garantía Juvenil. Asimismo, nos comentó que es interesante tener un orientador profesional asignado a cada joven para ayudarnos en la búsqueda activa de empleo y en la realización de un buen curriculum.

Para finalizar, tuvimos una sesión para aprender a trabajar en equipo y comunicarnos con gafas virtuales
. Nos dieron la oportunidad de probar un equipamiento que no todo el mundo puede tener a su alcance por su alto coste y nos pusieron unas actividades para medir nuestras soft-skills. Nos dividieron en dos grupos, ya que requería una alta capacidad energética de la que no disponían. Al principio de la actividad, la gente tuvo problemas para trabajar en equipo y entenderse los unos a los otros y algunos dificultad al utilizar las gafas, ya que nunca habían utilizado algo similar. Pero poco a poco, la comunicación hizo posible que los participantes de ambos grupos consiguieran realizar con éxito los retos propuestos.

Buena experiencia para todo aquel que quiera trabajar por cuenta propia